Noticias 
Noticia Ampliada Versión imprimible Enviar por mail
De Rafaela a Italia: empezaron recuperando válvulas y ahora son proveedores de Ferrari
21/06/2018 | La Nacion
Basso fue fundada en 1963 por inmigrantes italianos; hoy emplea a más de 500 personas y exporta el 80% de su producción

 

El primer contacto fue en 2001. No vino de la mano de los hermanos José Luis y Juan Carlos Basso, titulares de la empresa e ingenieros, sino de Martín, hijo de José Luis y corredor de autos de Turismo Carretera. Ese año, Martín viajó a Italia para participar de una serie de pruebas. El viaje lo llevó a Maranello, donde se encuentra la fábrica de Ferrari. Y ahí, en ese pueblo del norte italiano, pudo dar inicio al vínculo entre la empresa del Cavallino Rampante y Basso SA, la fábrica rafaelina de válvulas que es líder mundial en su rubro.

Tres años después, luego de cientos de testeos y ensayos, Ferrari firmó un contrato de exclusividad con Basso. Hoy, la empresa provee el 100% de las válvulas que usan sus vehículos de calle.

La compañía fue fundada en 1963 por tres inmigrantes piamonteses, de apellidos Basso, Beninca y Bottero, que se asentaron en Rafaela, provincia de Santa Fe. "En los comienzos queríamos recuperar válvulas para la rectificación de motores, pero la gente no quería poner válvulas recuperadas, y así empezamos a fabricar para el mercado del original", contó Juan Carlos Basso, segunda generación de la familia al frente de la empresa.

El crecimiento de Basso fue sostenido. En la década del 70 inauguró su propia planta de producción, en el predio que actualmente ocupa. En los 80 compró la División de Válvulas de la empresa Thompson Ramco Argentina, lo que potenció su producción y la asentó en el mercado del original. También en esa época acentuó su perfil de exportación. En los 90, la convertibilidad significó un golpe para el sector en el mercado interno, lo que terminó de definir el acento de la empresa hacia la exportación. En 2002, Basso pudo adquirir la fábrica de válvulas Manley, en Estados Unidos. La crisis de 2001 tuvo menor impacto en la compañía, que concentraba sus esfuerzos en otros mercados.

Actualmente, Basso cuenta con una fábrica de más de 20 mil metros cuadrados en Rafaela, que emplea a 500 personas, y otras dos plantas que se dedican a fabricar válvulas de competencia. Según informaron voceros de la empresa a la nacion, Basso exporta alrededor del 82% de su producción, principalmente a Estados Unidos. Fabrica 18 millones de unidades por año y tiene 2500 modelos de válvulas. El último hito de la empresa, que también es proveedora de Harley Davidson, llegó la semana pasada: en el certamen internacional Engine of the Year (Motor del Año) fue premiado como mejor motor, por segundo año consecutivo, el Ferrari 3.9 V8, con válvulas Basso. "No sorprende demasiado que la casa con sede en Maranello, famosa por su desarrollo tecnológico, alcance este nuevo logro. Pero sí que una empresa de Rafaela haya proveído las 32 piezas, 16 de admisión y 16 de escape, que equipan al motor de Ferrari, de 3902 cm3, inyección directa biturbo y una potencia 670 CV a 8000 rpm", detallaron desde Basso.

Además del motor que equipa a las Ferrari 488 GTB y Spider, otros motores con componentes Basso también fueron premiados: "En la categoría de 2.5 a 3 litros, el tercer puesto fue para el motor Fiat Chrysler de 2.9 litros biturbo que equipa al Alfa Romeo Giulia Quadriofoglio; en la categoría de más de 4 litros, el primer puesto fue para el Ferrari 6.5 litros V12, que también se llevó el primer puesto en la categoría Nuevo Motor, mientras que la quinta posición fue para el McLaren 3.8 litros biturbo V8 que equipa al modelo 675LT de la casa británica".

¿Pero qué es una válvula? Para los neófitos: en el caso de los motores, se trata del dispositivo que permite que la nafta ingrese a la cámara de combustión del motor. El combustible se comprime, explota y además otras válvulas dejan salir los gases residuales. Están hechas de acero y tienen forma de pequeña corneta. Para producirlas, se funde primero el acero a unos 1050°C y luego se les aplica más de 50 procesos de producción distintos para que queden perfectas. Una mala válvula perjudica la performance y el mantenimiento del motor. Es una pieza clave.

"Siento un enorme orgullo por trabajar con un líder mundial como es Ferrari", dijo José Luis Basso durante una presentación ante pymes proveedoras de la compañía, en Santa Fe. Fue un encuentro histórico para Basso, para celebrar la participación de la empresa en la compañía italiana. Por otro lado, uno de los desafíos de Basso es poder conectar su crecimiento con el desarrollo de la sociedad. En este sentido intentan fomentar y aprovechar la participación de pymes locales en su cadena de valor. "Ustedes también son parte de esto", dijo José Luis en esa oportunidad. Después de la presentación, todos se fotografiaron frente a una Ferrari 250 GTE, como símbolo del trabajo logrado juntos.

Por: Lucas Parera

 volver

Dorrego 2584 S2000GER Rosario Santa Fe - Tel./Fax: 0341 5302750 - info@tortihnos.com.ar
Torti Hnos. S.R.L. Corredores de Cereales y Oleaginosas © Todos los derechos reservados • Desarrollado por LOARTEC